lunes, 21 de enero de 2013

Arroz blanco

El arroz blanco resulta un perfecto acompañante para muchos guisos o incluso como la base de otros más. En esta ocasión utilizaremos un atajo: el horno microondas. Seguramente habrá quien no gusta de utilizar este aparato por cualquier razón. Pero vamos aprovechar sus ventajas. 

Utilizaremos un molde o refractario de vidrio resistente al microondas, aunque también existen los de plástico que funcionan igual. Ahora es posible encontrar vaporeras de plástico para micro y arroceras.

Los ingredientes:

  • 1 taza de arroz blanco
  • 1/4 de cebolla blanca mediana
  • 1 diente de ajo
  • 3 dados de mantequilla
  • Sal, pimienta negra, sazonador de pollo 
  • Agua natural

Los utensilios:

  • Refractario de vidrio que pueda ser utilizado en microondas
  • Microondas
  • Colador de malla 
  • Cuchillo
  • Plástico de cocina
  • Tijeras

Manos a la obra






 1.  En la coladora ponemos la taza de arroz, y lo lavamos bajo el chorro de agua. Otra opción es sumergirlo en agua para lavarlo, en ambos casos hacemos que pierda almidón. Dejamos estilar por 2 minutos.














 2.  El diente de ajo se pela y la cebolla se corta a lo largo desprendiendo sus capas.

 3.  Agregamos en el refractario el ajo, la cebolla, el arroz lavado y estilado, los dados de mantequilla, un puñito de sal y pimienta.

  4.  Pondremos agua natural, la cantidad podría depender del tamaño y forma del molde. Sólo debemos asegurarnos que el nivel pase al arroz y dos centímetros antes del filo del molde.


   5.  Cubrimos con el plástico de cocina. Debe  tener suficiente ancho y largo para cubrir el refractario.





  6.  Vamos a dejar una apertura para evitar que suba la espuma y el calor pueda circular.

7.  Lo llevamos al horno y comenzamos con 15 minutos.

8.  Es importante que veamos si el agua se consumió y si el arroz no está duro. En caso de que no esté bien cocido y no tenga agua, podemos agregarle 1/2 taza de agua natural y agregar 10 minutos al micro.


Cuidado con el refractario porque estará muy caliente, podemos tomar una muestra de arroz para verificar su cocimientos sin sacarlo del micro. Y para sacarlo utilizaremos guantes o un par de trapos.


¡Este arroz ya se coció!